Bike Parks (I): Unas vacaciones diferentes

Otra forma de pasar tus vacaciones de verano disfrutando de la bici son los bike parks. Para quien no esté familiarizado con el término se trata de espacios acotados donde poder practicar algunas de las modalidades más extremas de ciclismo sin causar daños a la naturaleza o a terceras personas porque están expresamente pensadas y preparadas para ello. 

Hay de muchos tamaños, diferentes dificultades y con más o menos prestaciones, pero las más famosas, especialmente dentro de la práctica del DH (descenso) son las estaciones de esquí que en verano aprovechan sus instalaciones para seguir haciendo negocio pero esta vez cambiando los esquís por bicicletas. Por eso aconsejamos estas visitas en verano, porque la mayoría de ellos abren entre mayo y octubre, aunque las fechas varían en función de la situación geográfica y condiciones climáticas de cada centro.

BikePark La Pinilla

Seguro que cuando haces tus rutas habituales has visto lugares donde los aficionados crean pequeños bike parks, campillos o circuitos de bmx. Los hay por todo Madrid, desde la mítica Casa de Campo a los parques, bosques o zonas abandonadas de Tres Cantos, San Sebastián de los Reyes, Las Rozas, Rivas Vaciamadrid, Navacerrada, Alcorcón….. o en tu propio barrio. Pero cuando hablamos de ir a pasar uno o varios días a un bike park como parte de nuestras vacaciones, estamos hablando de palabras mayores. Primero porque supone un esfuerzo económico. Hay que trasladarse hasta las instalaciones, pasar una o más noches en un hotel, hostal o albergue, y pagar una buena cantidad de dinero por derrochar adrenalina a un nivel máximo. Pero también porque lo que allí vamos a encontrar es algo fuera del alcance de nuestros colegas y sus palas. No son sólo un par de montículos de tierra, sino que disfrutaremos también de rampas, pasarelas, paredes…. El sueño de cualquier kamikaze.

 

Para calcular tus gastos, lo primero con que debes contar es el forfait. En los bike parks la subida se hace siempre en remontes.BikePark La Pinilla remontes Está prohibido caminar o subir pedaleando por los senderos ya que están hechos exclusivamente para las bajadas en bicicleta, normalmente a altas velocidades. Además del forfait, debes ir adecuadamente equipado, lo que significa: llevar bici de doble suspensión preparada para el descenso y llevar obligatoriamente casco integral y protecciones para codos, rodillas, espinillas y espalda, así como guantes. Si sueles practicar de forma habitual esta modalidad seguro que ya dispones de estos elementos, pero si vas a probar o lo haces sólo cuando necesitas quitarte el estrés acumulado del día a día deberás alquilarlo en el centro, con lo que el precio de estas horas de aventura se incrementará. Lo más caro, obviamente, es el alquiler de la bici, al que normalmente hay que sumar una elevada fianza que te devolverán al final del día si todo ha ido bien. Infórmate y tenlo en cuenta para que no te pille de sorpresa o sin dinero después de desplazarte hasta allí.

 

Cada centro tiene una serie de circuitos diseñados y señalizados para cada nivel y cada tipo de práctica. Debes informarte antes de cuáles son, cómo llegar a ellos y conocer tu nivel para no poner en peligro tu integridad física más de la cuenta. Los niveles se clasifican por colores, siendo el verde el más sencillo y el negro el más difícil. El orden sería: verde – azul – rojo – negro. No todos los centros cuentan con circuitos de todas las dificultades. También cada sitio tendrá recorridos de mayor o menor distancia. Para iniciarte mejor busca uno donde haya más de una verde y varias azules no muy largas, para ir cogiendo ritmo y acostumbrarte.

BikePark La Pinilla rodando

Todos los lugares te informarán de sus normas de uso, pero básicamente debes tener en cuenta esto:

– Ir siempre protegido con casco y protecciones, y llevar la bici adecuada.

– La prioridad la tiene siempre la persona que va delante. No se puede adelantar si esa persona no te da permiso. No se debe presionar a quien va delante si va más lento que tú porque puedes causar un accidente.

– No debes parar en medio del circuito. De hacerlo, deberás buscar un lugar seguro, mirar quién viene detrás de ti y avisar para que no se produzca una colisión.

– Si encuentras un herido, no le toques y avisa al equipo de emergencias de la estación.

– Aunque conozcas el sitio de otras veces, las pistas pueden cambiar. Baja la primera vez siempre con precaución para reconocer el terreno y no llevarte sorpresas.

– Si detectas algún defecto o algún punto peligroso, comunícalo a la organización.

 

Para quien nunca lo haya probado, es una experiencia totalmente diferente a la del cicloturismo o al all mountain habitual. Si te pica el gusanillo, ¡pruébalo! Y ya sabes que en Biciclaje puedes encontrar bicis de descenso de segunda mano a muy buen precio si estás atento a nuestras novedades a través de la web, además de poder encargar las protecciones que necesites.

 

Y si te has quedado con las ganas de verlo en movimiento, pincha en la siguiente imagen:

BikePark La Pinilla despedida

Formas de Venta